Punto y aparte 

De verdad, amor.
Así es como el tiempo marca
un punto y aparte. 
Y te conviertes entonces,
en aquello que mi piel siempre salva.

El verano que rompe a colores,
que llena de flores mi cama.
La luz pintada al final de un beso
naufragando en ella
todas las posibilidades y sus dudas.
Tu dedo por mi espalda
susurrándome un lento y tembloroso
báilame esta noche,
dibujando un certero e inevitable rastro 
de aquí te esperan mis ganas,
como solo pueden bailarse algunas canciones,
con las luces apagadas.

Que no te niego hoy,
que tampoco mañana,
que te llevo bajo mi piel pegada
como esa verdad que todo ciega
que nada empaña,
con esa misma luz del atardecer prendida en el pelo
con el rojo desvanecido y abrazado a cada curva de mi cuerpo,
al ritmo de tus mareas cuando bailan sobre mis caderas.

De verdad, amor.
Mírame así,
como solo puede mirarse
aquello que se ama;
De verdad.​

Mai Alonso - Punto y aparte.

Una Marca Personal de